Category Archives: Reflexiones personales

Reflexiones personales

Por qué lo hacemos

Published by:

Cuando estás sirviendo en la obra, en el ministerio, en la iglesia (como quieras llamarlo) es fácil que pierdas de vista por qué estás haciendo lo que estás haciendo. Si por un momento lo pierdes de vista es fácil que te fallen las fuerzas, o te venga el desánimo, la amargura o el cansancio.

No lo hacemos por el reconocimiento, aunque no me considero invulnerable al orgullo ni a otros pecados. Tampoco lo hacemos porque en ocasiones sea agradable y la carga ligera. Lo hacemos porque sabemos Quien nos escogió, nos salvó y nos llamó de la perdición a su Reino. Es cierto que a veces puede que me mueva un vacío sentido de la responsabilidad, del deber, pero pronto me debo recordar a mí mismo que la causa es Él, Su amor. Que vino a este mundo lleno de gente ingrata lleno de Gracia y de Verdad, que entregó su vida siendo maldecido, y todo lo hizo con los ojos puestos en sus redimidos.

Estoy eternamente agradecido a mi Dios y Señor porque servirle, aunque ha tenido momentos duros (y estos son cuando ves sufrir a alguien amado, o cuando alguien abandona la fe) la tónica general ha sido un gran gozo al servir con hermanos, compañeros de armas espirituales, quienes han sido magníficos compañeros de milicia, leales amigos, maestros del cristianismo sencillo y auténtico.

Me encantaría hacer aquí una lista de estos amigos, pero temo que me dejara a alguno fuera, además, a alguno le sacaría los colores al leer su nombre aquí.

Servir al Señor, a Su causa, a Su obra y a Su amada con tan magníficos compañeros es una delicia, una bendición, una escuela y un gozo. Ellos me ayudan a ser mejor de lo que soy, a mantener el equilibrio en mi vida, y a tener el enfoque adecuado. Pasarán los años, quizás nos separemos por las circunstancias de esta guerra, pero volveremos a encontrarnos, en moradas eternas, donde por siempre seguiremos disfrutando del servicio a nuestro gran Dios y Salvador. Estamos unidos para siempre con cadenas de color carmesí, que brotan del Crucificado, comprados por la Gracia del Salvador, cubiertos por la Justicia del Resucitado.

Pasarán mil años, y tras esos mil, veinte mil, quizás olvide muchas cosas, pero nunca olvidaré que me amaste y moriste por mí.

Reflexiones personales

Palabras de consuelo ante la pérdida

Published by:

Hoy he leído un correo electrónico de alguien que pide ayuda. Esta persona ha perdido a un ser muy querido. Pocas cosas me conmueven tanto como alguien que ha sufrido una pérdida así.

Tras orar al Señor he intentado responder de acuerdo al corazón del Señor y a su Santa Palabra. También he pensado si quizás alguien pudiera beneficiarse de la respuesta que he dado a esta persona, así que he copiado mi respuesta, confiando que pudiera ser de ayuda a aquellos corazones rotos por el dolor y la pena.

Por supuesto, para proteger la identidad de esta persona he cambiado su nombre por el de Carol (ella no se llama Carol). Si sufriste la pérdida de un ser querido, oro que el Señor use estas palabras para tu sanidad.

Muy estimada Carol,

lamento muchísimo lo que está sufriendo, y realmente no imagino mayor dolor que el de la pérdida de alguien amado.

No sé si mis palabras serán de consuelo, con todo, oro que nuestro Dios toque su corazón y la sana de una herida tan grande.

Lo primero que quiero decirle es no debiera culparse. Nosotros no somos la causa de la muerte de otros, a no ser que seamos los responsable directos de su muerte, y Dios no la culpa de la muerte de esta persona. Si no siente a nuestro Dios cercano, seguramente el problema no sea espiritual, sino emocional. Déjeme explicarlo, si yo estoy triste eso no significa que esté mal con Dios, sencillamente me siento triste y desalentado, es cuando estamos tristes cuando tenemos el privilegio de pedir la presencia de Dios, de orar, de gritar, de llorar a nuestro Dios que nos acompañe y consuele en nuestro sufrimiento.

Lo segundo, Dios no es ajeno a su dolor. A Él le conmueve su dolor (Jer 31.20; Os 11.8) y desea extender Su mano y confortarla, quizás la pena no le deje ver a su Señor, pero Él está a su lado y la rodea con Su brazo de amor. Él está cercano a los quebrantados de corazón (Sal 34.18) y usted, querida hermana, tiene el corazón quebrantado de dolor, por lo tanto nuestro Dios está muy cerca de usted.

Lo tercero, ¿por qué Dios permitió algo así?. Le soy sincero, no tengo respuesta a su pregunta en concreto. No lo sabemos. Pero por la Palabra de Dios sí sabemos que vivimos en mundo caído, y que la enfermedad y la muerte son consecuencia de la rebelión de los seres humanos. Dios sí hizo algo por poner fin a la muerte y a la condenación, y es sufrir en la persona bendita de Su Hijo el castigo y la Ira de Dios por nuestros pecados. Cristo Jesús trajo vida y los que creímos seremos físicamente resucitados.

También quiero traer palabras de aliento para su situación actual. El dolor y la tristeza con un túnel oscuro y sin gozo, pero al final de ese túnel hay paz y reposo, Dios la ayudará a dar paso tras paso hasta salir de ese proceso de luto. La herida por su pérdida siempre estará allí, pero al mirarla ya no habrá desolación y desesperación, sino paz y descanso en el Señor. Será levantada, y si se apoya en Él en este proceso ganará un tesoro de gozo e intimidad con el Señor.

Esta es mi oración: “Padre Eterno, Dios de todo consuelo y descanso, te encomiendo a mi hermana Carol para que ella pueda encontrar en tí la paz y la sanidad para su corazón herido. Cuídala con tu tierno amor y sostenla con tu paz. Gracias por Jesucristo, nuestro Señor, quien ha ganado nuestro perdón y la vida eterna.  En el nombre de Jesús. Amén”.

Confío que por medio de la dirección del Señor pueda haber sido de ayuda, quedo a su disposición,

su hermano

Julio Martínez

http://www.estudios-biblicos.org

Reflexiones personales

La nueva Europa

Published by:

 

Nigel Farage es, sin duda, un hombre polémico, pero a diferencia de tantos políticos actuales que hablan sin decir nada, lo que Farage dice es preocupante.

Muchos de los que leéis este sitio web pertenecéis a países fuera de la unión europea, seguramente tengáis más información que nosotros mismos sobre este nuevo macro estado que se está formando, quizás no, pero no penséis que los europeos estamos muy informados acerca del Gobierno que rige nuestras vidas, no lo estamos.

Estos son los hechos:

-tenemos un gobierno pan europeo que reclama más y más poder, establece regulaciones que no son votadas por sus ciudadanos, sino por comités y políticos a los que nadie ha votado.

-tenemos una crisis que ha sido gestionada despilfarrando más dinero, debilitando así a ciertos países con el fin de imponerles gobiernos de tecnócratas no elegidos democráticamente.

-se nos vendió la idea de que la moneda única no cambiaría los precios y nos traería prosperidad, cuando lo cierto es que sólo ha traído un incremento de los precios en más del 60% en muchísimos productos, además de ruina económica.

-ante tantos desaciertos económicos, esos mismos políticos han dado una solución: nos piden que les demos más poder a los mismos que crearon esta situación.

Cuando leo mi Biblia veo que no se habla de ese periodo de transición que culmina con la llegada del Anticristo. Pero el escenario que el Anticristo se encuentra no es ni más ni menos que una Europa devastada, en ruina, en guerra, sin gobierno y sin esperanza. Frente a un desastre social de esa envergadura se levanta un nuevo gobernante con apariencia de hombre de paz, pero en realidad es un intrigante que subirá al poder con trampas y pactos mentirosos, y que traerá apariencia de estabilidad, y será aclamado, pero traerá una ruina aún mayor.

Si tuviera que decir en qué momento estamos frente a los siete años de los que Apocalipsis habla no sabría decir, y por otra parte sería un error aventurarme a algo así. Pero en función de lo que leo y de la realidad en la que estoy inmerso me doy cuenta que estamos en un tobogán que desciende rápidamente, con una clase política amoral, con una ciudadanía dispuesta a encumbrar la mentira con tal de escuchar hermosas mentiras, y con una impiedad tremenda. La Constitución Europea que nos presentaron para que fuera votada no era más que un documento que eliminaba todo rastro del cristianismo en el pasado histórico de Europa, esto fue algo deliberado. No es casualidad que los libros de texto de nuestras escuelas, muchos profesores, las series de TV, los informativos, los humoristas, las novelas, nos presenten el cristianismo como una influencia negativa, a la vez que muestran una tolerancia enorme hacia el Islam y un silencio vergonzoso hacia las dictaduras de izquierdas.

Definitivamente no soy nada positivo en cuanto al futuro de Europa. Como cristianos lo que debemos hacer es velar para no seguir la corriente de consumismo y sensualidad, cuidar nuestra relación con el Señor, dar testimonio allí donde estemos y hacer misericordia con quien lo necesite. Y de paso, no sería mala idea que fuéramos pensando cómo organizar una iglesia subterránea frente a una nueva dictadura anti cristiana.

Reflexiones personales

Acoso al homosexual

Published by:

http://youtu.be/-Pb1CaGMdWk

Jamey Rodemeyer era un jóven de 14 años, homosexual, que tras sufrir el acoso y el odio de sus compañeros terminó suicidándose. Sus hostigadores le insultaban por los pasillos del Instituto, además de enviarle cartas diciéndole que los “homosexuales irán directamente al infierno”.

Antes de ceder a la presión, Jamey grabó un vídeo animando a otros chicos que como él sufrían el acoso a seguir adelante. Como cristiano rechazo con todas mis fuerzas la actitud de aquellos que se dedicaron a hacerle daño, animándole incluso a que se suicidara. Seguro que muchos de sus maltratadores pensaban que eran buenos cristianos.

1. Como cristianos no podemos aceptar la homosexualidad como el plan de Dios para el hombre o la mujer. Dios ha establecido cómo deben ser las relaciones, identidad y sexualidad de la persona, para poder disfrutar plenamente de la vida debemos vivir según Su plan.

2. Como cristianos estamos llamados a defender a los que sufren y están en una situación de debilidad, especialmente a los homosexuales. Alguno pensará si esto entra contradicción con el punto 1. En absoluto.

El homosexual merece el mismo respeto que merecemos cada uno de nosotros. De la misma manera el cristiano merece libertad de creer y vivir de acuerdo a su fe y conciencia. Al mostrar amor a los homosexuales no estamos aceptando su estilo de vida, sino que estamos teniendo la misma actitud que el Señor Jesús tendría hacia ellos. A Jesús lo acusaban de estar siempre rodeado de personas marginales, pecadores, prostitutas, cobradores de impuestos corruptos, a lo que Él respondía que eran los enfermos los que tenían necesidad del médico.

La actitud del verdadero creyente es estar cercano a todo tipo de personas, incluyendo a los homosexuales, mostrarles amor (no condescencia, sino auténtico amor), compasión (no santurronería, sino servicio), y ser sus defensores cuando alquien se burle o les amenace.

La mayoría de cristianos no han entendido a Jesús, no entienden que si Jesús viviera en un Instituto estaría siempre cerca de los homosexuales, llamaría a Jamey para darle apoyo, hablaría con profesores, la asociación de padres, las autoridades y escribiría cartas a los periódicos. Él sería el defensor, no de su causa, pero sí de sus persona, de su dignidad, y su derecho a vivir en paz, aún cuando no esté de acuerdo con su estilo de vida. Ganaría su amor y simpatía, y gracias a eso les podría hablar del amor de Dios por ellos y del poder para vivir una vida transformada.

3. Es la religiosidad y el fanatismo, no el cristianismo, lo que está detrás de la violencia. El doctor Martin Luther King era un pastor evangélico que luchó por los derechos de la minoría afroamericana en los Estados Unidos , el político cristiano William Wilberforce luchó a favor del abolicionismo, y así muchos otros cristianos han luchado a favor de los derechos de las viudas en la India, de los derechos de las mujeres, de la infancia, etc…

Pero hay otros, ignorantes que no han entendido qué creía Jesús y cómo vivía, que piensan que lo mejor que pueden hacer es odiar a otros. Estos no son cristianos, son religiosos, exactamente igual como los enemigos fariseos que procuraban matar a Cristo Jesús. Este tipo de odio ignorante podría llevar cualquier signo (una cruz, una hoz y un martillo, una esvástica, o la bandera del ecologismo) ya que no es más que un matón buscando una excusa para hacer daño a otros.

El verdadero cristianismo ha sufrido de manos de los religiosos todo tipo de persecuciones, campañas de odio, leyes antiblasfemia, y por desgracia, estos religiosos se han hecho pasar por cristianos, para mayor confusión. A estos los señalamos como enemigos del espíritu de Jesús, su destino no es el Cielo que creen heredar.

4. Debemos revisar el contenido de nuestra fe en las mismas fuentes originales: la Biblia. Muchos se han creído que esa campaña de Hollywood acerca de que la Biblia es el libro que leen los psicópatas es algo peligroso. Más bien es el libro que leían Luther King o William Wilberforce, también Florence Nightingale, y Henri Dunant, fundador de Cruz Roja.

Más allá de un versículo fuera de contexto, la Biblia es la historia de cómo Dios procura el mayor bien del ser humano: tener una relación con Él y conocerle. Lejos de predicar odio enseña a cuidar de los más vulnerables, no juzgar ni creerse superiores a otros, mostrar compasión y estar dispuesto a dar la vida por proteger a quienes más lo necesitan.

Los religiosos que comparten su ignorancia deberían volver a las fuentes para aprender cómo vivir como verdaderos hijos de Dios.

Leer la noticia en el diario Clarín.

Leer la noticia en la web Dos Manzanas.

Reflexiones personales

Oyendo la voz de Dios

Published by:

Decía Einstein que la casualidad es un pseudónimo de Dios. Llevo como dos semanas donde un tema se está repitiendo sin parar, primero fué una conversación entre amigos cristianos, luego un correo con una pregunta sobre el tema y finalmente me vino la idea para una predicación. Fijaos en mi última frase, he dicho “me vino la idea” no he dicho: “el Señor me dijo que predicara sobre este tema”, o “el Espíritu Santo me habló”. No he dicho eso.

El problema es que muchos utilizan esas expresiones como tantas frases “evangélicas”, puros clichés vaciados de contenido. Otros simplemente abusan de estas frases, sabiendo el poder que tienen sobre el pueblo de Dios, “el Señor me dijo que construyéramos un nuevo edificio de reuniones”, “sentí en mi corazón que Dios quería que yo me mudara de casa”, “no debo salir contigo porque no tengo paz”. ¿Os suena de algo?.

 

Sigue leyendo en este enlace.

Reflexiones personales

La última cima

Published by:

ultima cimaLa última cima” es una película española del género documental que acabo de ver y que me ha gustado mucho. Quizás alguno se extrañará, ¿no se trata de una película hecha por un católico romano y que rememora la vida del sacerdote Pablo Domínguez?.

Así es.

Me gusta leer y ver historias de personas consecuentes con sus creencias y principios, y es en ese sentido que me impresiona la vida de un hombre generoso y que amaba a Dios. La película emociona y admira, admira por el calibre intelectual de Pablo, además de un apologeta, un comunicador, admira en su talla humana, alguien cercano al sufrimiento y a las personas, y admira en el plano espiritual, un hombre enamorado del Creador.

 

(Sigue leyendo)

Reflexiones personales

Aburrir con la Palabra de Dios

Published by:

Sigo con mucho interés a conocidos predicadores norteamericanos, es lo bueno que tiene Internet. Me encanta y aprendo mucho de ellos, su forma de comunicar y de hacer más cercana la Palabra de Dios. Tienen audiencia, porque las personas realmente están necesitadas de Dios y creo que muchas veces más que acercarles la Palabra las aburrimos con discursos soporíferos.

Pero personalmente mi predicador favorito es alguien de quien no he visto un solo vídeo ni escuchado un mp3. Es Carlos Spurgeon. Su colección de sermones “No hay otro evangelio” me parece una verdadera delicia que leo y releo. Spurgeon es capaz de predicar con pasión y fidelidad a la Palabra, a la vez que cautivar y mantener en vilo a cientos y miles de personas cada Domingo. ¿Hay interés por la Palabra?, creo que lo hay, pero también creo que igual que los humoristas y los profesionales del entretenimiento hacen lo mejor que pueden por hacer que su mensaje sea cautivador, nosotros tenemos que hacer lo mejor que podamos por buscar la excelencia y honrar a Dios.

 

Puedes leer el artículo completo en este enlace.

Reflexiones personales

Iglesias disfuncionales

Published by:

Igual que existen familias disfuncionales también hay iglesias disfuncionales. Tanto unas como otras dejan a su paso una serie de secuelas en forma de personas con profundas heridas, y que de no ser por la Gracia de Dios y la ayuda de personas espirituales arrastrarán dolorosas consecuencias espirituales.

Puedes leer el artículo completo en mi blog.

Reflexiones personales

Mark Driscoll, ¿hereje o imprudente?.

Published by:

No hace mucho, mi buen amigo Jairo, webmaster del magnífico sitio web “Descubriendo el evangelio” nos preguntaba sobre el reciente escándalo por la interpretación sexualmente explícita de Mark Driscoll sobre el Cantar de los cantares. Bueno, en realidad iba más allá de lo sexualmente explícito recomendando el sexo oral.

Para muchos estas afirmaciones descalifican al pastor de Mars Hill. Mi pregunta es, ¿realmente estas afirmaciones merecen tirar por tierra el trabajo de Mark?. Muchos bloggers se preguntan si tendrían que eliminar los enlaces y vídeos embebidos en sus sitios.

1. Creo que es importante entender el auditorio al que se dirige. Mark habla a congregaciones de personas con poco o ningún pasado eclesial, jóvenes, dentro de una cultura completamente desinhibida en cuanto al sexo. Sus afirmaciones no las hizo a una clase de escuela dominical de niños de nueve años, ni a un grupo de señoras octogenarias. Las hizo a una congregación jóven y desinhibida.

Ahora bien, muchos tomaron citas sobre sus estudios de Cantares y… la verdad, dicho así de golpe causa un efecto que no es el que se pretende fuera del contexto en el que se dijo.

Suelo hablar con cierta regularidad a grupos de jóvenes y conscientemente mi manera de hablar varía. Es más, con los jóvenes me permito ciertas licencias y confianza que no me tomo cuando hablo por ejemplo en una iglesia a la que no conozco. Es importante tener eso en cuenta. Seguramente algunas personas se ofenderían al escuchar algunas afirmaciones tan directas, o el uso del humor en el púlpito.

2. En mi opinión creo que Mark Driscoll si acaso hizo mal, no pecó de hereje, sino quizás de imprudente. Lo comprendo porque lucho con lo mismo. Gracias a Dios que me dió además del sentido común, a mi esposa. Cuando entramos en el coche, tras la reunión siempre le suelo preguntar qué le pareció mi mensaje, y a veces le pregunto: “¿Me he pasado de gracioso?”.

El estilo de Mark Driscoll es muy particular. Es por eso que nos gusta tanto. Es intenso, directo, sin rodeos, te señala con el dedo, grita, se mete las manos en los bolsillos y hace algún comentario ocurrente. Es tan distendido que no debe ser difícil deslizarse. Si se equivocó, no deberíamos quemarle. Otras veces se ha equivocado y ha cambiado su estilo y formas, reconociéndolo públicamente.

3. Su interpretación de Cantares es alegórica. No quiero decir que no tenga base bíblica, personalmente no la comparto en absoluto, pero es sencillamente una interpretación. Y amigos, no es sobre Teología propia. Ni sobre Cristología, o Neumatología. Es sobre Cantares. Acotemos los “daños”, no ha puesto en duda la autoridad de la Biblia o la naturaleza de Jesús. Es una interpretación MUY personal.

Tengo amigos que tienen interpretaciones de lo más peculiares que van desde si debemos comer sangre o no a sobre si es lícito que nuestro cadáver sea incinerado. Y nadie monta un escándalo.

4. Aquí no se está debatiendo sobre si es lícito o no el sexo oral. Sin entrar en detalles creo que lo lícito o no en el matrimonio depende en buena medida de la conciencia de los cónyuges y de que se mantenga dentro de los límites del mismo (es decir, nada de incluir a terceras personas).

Pero aquí tenemos otro escollo. No creo que todas las iglesias estén preparadas para hablar de forma abierta sobre estos temas. Más de uno se pondría de pie y se marcharía al oír algo así. Depende mucho del tipo de congregación, y en Mars Hill hablan bastante de esos temas. De hecho un día a la semana la gente le manda SMS a Mark preguntando todo tipo de cosas (y sin inhibiciones), por supuesto avisan que este tipo de charlas no están abiertas a menores. No se trata de nada vulgar o profano, sino de preguntas que inquietan a muchas personas.

Este verano, en una de mis charlas en Canarias hablé sobre el tema de noviazgo, relaciones, etc… los chicos no se atrevían a preguntar nada, así que opté por un sistema parecido, preguntas anónimas echadas en una bolsa. Se animaron, pero tampoco es que preguntaran gran cosa. Ojalá podamos ser más abiertos en ciertos temas, porque la cultura en la que vivimos no tiene problemas en plantear sus preguntas.

     Finalmente, creo que este asunto no tiene mucha más transcendencia de la que se le ha querido dar. Sigo disfrutando de los mensajes de Driscoll, así como los de Piper, Washer, Tim Keller, José de Segovia, Pablo Martínez, David Burt y tantos otros. Sé que no son perfectos, y hasta puede que crea que están equivocados en algunas cosas que sostienen. Seguramente yo no esté en lo correcto. No en todo.

Reflexiones personales

¿Puede un cristiano ir a la guerra?

Published by:

La película “Saints and soldiers” cuenta la historia de varios soldados que son capturados por las tropas alemanas en plena segunda guerra mundial, en un desesperado intento de salvar la vida huyen, quedando sólo un puñado de ellos, quienes se encuentran con un paracaidista inglés que tiene que llevar una información crítica a los mandos aliados.

A partir de esta historia bélica se van desgranando las historias personales de cada hombre. Lo que me interesó es que uno de ellos es creyente. Poco a poco se va desgranando el misterio del soldado al que los demás llaman “Deacon” o “el diácono”. Alguien que no fuma y ni siquiera bebe café (al principio pensé que sería un mormón). El encuentro con un soldado alemán les hace ver que Deacon trabajó en Alemania como misionero antes de que comenzará la guerra.

El conflicto surge inmediatamente, Deacon no ve a los alemanes con el mismo odio que sus compañeros de armas, quienes cegados por las bajas sufridas no son capaces de ver diferencias entre un alemán y otro.

Todo esto me hizo pensar en el papel de Deacon como soldado, quien destaca entre sus compañeros por su valor y por ser tremendamente eficaz a la hora de hacer su trabajo. ¿Puede un cristiano ir a la guerra?, ¿son todas las guerras justificables o sólo algunas?.

Hace poco salió este tema en la iglesia. Hace unos años cuando un servidor era más jovencito el servicio militar era obligatorio en España. Yo opté por hacer los Servicios sociales (en lugar de la instrucción militar), no, no fué por motivos de conciencia, sino por conveniencia, acababa de comenzar a trabajar y no quería dejar el empleo.

Creo que somos víctimas de la presión mediática a unos niveles que somos incapaces de distinguir entre lo que nuestras Biblias dice y lo que nosotros creemos. En parte porque no conocemos nuestras Biblias, y en parte porque les hacemos decir a nuestras Biblias lo que no dicen.

La doctrina oficial de los medios dice que la guerra es mala, siempre, que todas tienen intereses creados y que la estrategia más sensata es evitarlas por todos los medios. No puedo estar más en desacuerdo.

Si eres un estudioso de la segunda guerra mundial estarás de acuerdo en que había que frenar el avance imperialista del nazismo a toda costa. De no ser por los aliados ahora mismo estaríamos en Europa hablando en alemán y cantando canciones sobre el Rhin (la frase no es mía, sino de Adolfo, uno de mis profesores de Instituto). La 2ª guerra mundial fué una barbaridad en términos de vidas humanas, pero fué evitó un mal muchísimo mayor, y no fueron pocos los jóvenes cristianos que se alistaron para luchar contra una de las ideologias más satánicas y homicidas que hemos visto.

Hoy en día quizás no hay enemigos tan claros. Por otro lado la debilidad de nuestros políticos (y de las democracias actuales) nos hacen ver que no tienen el valor de acabar bien algunas de las guerras que han comenzado. Ahora mismo me frustra bastante ver la salida de Afganistán, dejando a la población en manos de los talibanes.

Si me pongo a pensar se me ocurren algunas cuantas guerras “justas”, pienso en África, y en concreto en Sudán, Etiopía, y pienso en los Balcanes y en lo mucho que la OTAN tardó en reaccionar mientras se cometía un genocidio que nada tiene que envidiar a los asesinatos en masa de los nazis. Y aquellos que estéis más versados que yo en las noticias de actualidad seguro que se os ocurren unas cuantas intervenciones militares en lugares abandonados de la mano de las democracias protectoras de los derechos humanos.

Sí, existe el concepto de guerra justa, y creo que cada uno en su conciencia debe decidir si empuñar o no las armas. Igualmente pienso que nadie tiene derecho de juzgar lo que otro en su conciencia hace en obediencia a Dios. Es más cómodo esperar a que otros resuelvan los problemas, mientras tanto recuerdo a tantos jóvenes que murieron en las playas de Normandía y en otros lugares.